Logo-grupo-cimm

Oiga tu corazón mas que tus ojos!

Encantados por lo que pueden mirar, los cuerpos procuran la felicidad, la perpetuación y la elevación de la auto-estima. Juntan se a las probabilidades genéticas, ostentadas por las mejores formas, por las posturas sensuales y por las vestimentas mas encantadoras, con la expectativa de garantizar, de ese modo, lo que de más agradable les pueda conceder la carne. Alucinados por la visión, miran solamente lo que les gusta mirar y oigan solamente lo que pasa por los ojos. Hechizados por lo que miran los ojos, proyectan futuros y simulan pseudo-realidades. Llenos de fe, creen que el porvenir les confirmara el fruto de sus osadas proyecciones. Conspiran a el favor de sus devaneos el olfato, el tato y, por veces, el paladar. Oídos tienen, todavía, no los escuchan. El tiempo, por otro lado, he demostrado que la felicidad duradera no es la que nasce por los ojos, pero sí la que emana del corazón. Más que tocar la carne es imprescindible acezar el alma e indispensable mover el espíritu, se acaso procuran algo más profundo y perpetuo. Para eso, ningún sentido debe se poner en posición mas elevada do que sea recomendado por el buen censo. Como hacer eso? Empecé por conocer las personas con sus ojos cerrados y, solamente después, los va abriendo a los pocos. No creas en promesas, pero en actitudes. Siempre habrá príncipes y princesas que mesclan mui bien imagen y contenido, pero afuera el acaso, solamente la sabiduría llevara uno a conquistarlos.

Como he dicho Fernando Pessoa: “No soy nadie. No puedo tener ganas de ser nadie” a parte de eso, se le gustó lo que leíste, comparta con tus amigos!       

Muchas Gracias!

Marcondes 18/09/2012

Gostou? Então compartilhe

Deixe uma resposta